lunes, 30 de noviembre de 2015

Diferencias y ya perdí la cuenta.

 Realmente caí en la realidad de no sé querer, solo sé amar, querer es ser egoísta, amar es libertad, querer es querer algo, amar es dejarlo ser, irse y saber que cuando quieran pueden volver, no podría retener a nadie en mi vida porque todos somos libres, dejo que todas las personas que amo desplieguen sus alas y se vayan volando buscando su destino, sabiendo que puedo acompañarlos cuando sea necesario.
 Pero algo es cierto, las personas libres, también les pertencemos a alguien.

No hay comentarios:

Publicar un comentario