domingo, 6 de septiembre de 2015

Karma<- deseos ->Karma.

 Voy a ser honesta, porque es lo que me debo.
 Cuando deseás tanto algo, con tanta fuerza, se hace realidad, me pasé la vida deseando cosas equivocadas y ahora que se cumplen, solamente no puedo dejar de pensar en lo tonta que soy, ¿cómo un deseo tan obstinado puede hacerse realidad?
 Solamente recuerdo haber roto en llanto por tres minutos, me sequé las lágrimas y prometí que en el futuro, voy a intentar superarlo, en su debido momento, siempre que caí, me volví a levantar y no será ni la primera ni la última vez, llegado este punto de la vida, la vida ya no parece vida a veces, no si no puedo dártela, tal vez deba dejar de desear tanto y salir a buscar, porque los deseos cuando me encuentran, suelen destruirme, siento que nadie puede entenderme y a millones les pasa lo mismo. es hora de volver a empezar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario