domingo, 11 de enero de 2015

Consecuencias.

 Cuando entendés que todo lo que sucede en la vida es porque lo elegimos así y no es la vida la que te odia, o el destino que te trata mal, cuando realmente encontrás la responsabilidad de tus actos y entendés que no solo tus actos te llevan hacia donde vas, si no que los demás también deciden y actúan a su manera, que el mundo que te rodea es un conjunto de actos en conjunto, cuando dejás de responsabilizar a alguien más o alguna fuerza mística, empezás a ver lo que sucede día a día de manera diferente, quedan dos caminos; llorar sin buscar una solución o levantarse y seguir caminando.
 El más mínimo paso siempre tendrá consecuencias.

2 comentarios: