miércoles, 1 de octubre de 2014

Vuelve a mí.

 Querido sentimiento, felices ocho meses, gracias por acompañarme todo este tiempo, por saber hacerme fuerte, paciente, por enseñarme a encontrarte y a encontrarme, por no abandonarme y seguirme hasta los confines de las peores oscuridades, por enseñarme a ser feliz, a agradeceder, a compartir, a tolerar, a amar, por demostrarme que no necesito más, por demostrarme que sos verdadero e infinito, por emocionarme hasta las lágrimas, felices ocho meses.

No hay comentarios:

Publicar un comentario