domingo, 12 de octubre de 2014

Ruleta.

 Ahora que se van cumpliendo poco a poco mis sueños y mis más profundos deseos, entiendo que nunca desistí de ellos, los guardé bajo mi piel y cuando realmente no tenía nada que perder, probé apostar a las cosas a las cuales nunca renuncié, una fuerza que puede mover algo tan lejano para traerlo hasta mí, 
ya no creo en ningún destino que tenga que hacer mi camino, 
sólo mis pies van conmigo y hoy la ruleta giré 
para que hasta mí algo bueno pueda traer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario