domingo, 31 de marzo de 2013

Miraré atrás, y no me acordaré ni de tus besos, ni de tu nombre.-

 Parece que ni pasó un día desde que quise olvidarte, yo seguiré, tu seguirás. No entiendo porque la vida junta nuestros caminos, y lo seguirá haciendo.-

sábado, 30 de marzo de 2013

Me ves de costado, fumando, 
escondiendo el rencor,
Hoy es solo mío éste amor.
Ya no me importa perderme,
no reconocerte entre en la gente, 
y en la ciudad enterrar mi dolor.

miércoles, 27 de marzo de 2013

 Todas las personas anhelamos algo que no podemos tener, mis anhelos imposibles, cada secreto, los guardo bajo mi piel, por si llegan a suceder, decir que no perdí la esperanza.-

sábado, 23 de marzo de 2013

Carta de una mujer vulgar hacia un gran hombre.-

 Para ese gran hombre que todas aspiramos:
 Seguro no sabés que existo, y si lo sabés, no le das importancia, te hablo desde la trasparente indiferencia, desde el cruel olvido, estamos en la misma vida, pero en diferentes caminos. Soy una mujer normal, con sentimientos, responsabilidades, y vos sos un hombre totalmente "virtuoso", soy una mujer que sin tener nada, lo da todo, y vos, sos un hombre al que hace caso omiso a eso. No tengo mucho que decir, yo te miro desde abajo, y vos seguís mirando hacia arriba, te digo que HOY, eso va a cambiar, "gran hombre", si fueras tan grande como te describís, hubieras tenido más sensibilidad de ver que estoy a tu sombra, que sólo miro tu espalda, y yo siendo tan vulgar, puedo percibir el esfuerzo a mi alrededor. Hoy dejás de ser un gran hombre para mí, hoy paso a ser una "gran mujer", porque no quiero vivir más a cuestas de tu gran vanidad, porque no me interesa lo que sientas, siempre tuvo que ser así.-

viernes, 8 de marzo de 2013

Mujeres.

Las mujeres somos un mar de emociones, un mar de secretos, dejamos ver sólo lo que queremos mostrar, por eso te llevo siempre en mí, en secreto. Esto nunca va a poder ser realidad.-

miércoles, 6 de marzo de 2013

No encontraré, en el alma un pequeño consuelo.

Cuando todo a tú alrededor cambia, y sigue cambiando, tratás de mantener tú imagen para que el mundo no intente cambiarte, pero después de tanto escribir, y buscar un consuelo, no lo encontrás. Es justo en ese momento, donde siento que no tengo donde refugiarme.-